Protectores solares recomendados para pieles sensibles y alérgicas

Protectores solares recomendados para pieles sensibles y alérgicas

Hay cutis que son especialmente sensibles a las radiaciones del sol y que en algunos casos reaccionan con una especie de alergia. Empieza el verano y empezamos a exponer en mayor medida nuestra piel sensible al astro rey después de largos periodos de cubrirlo durante invierno. Es por ello por lo que es común en algunas personas tener una reacción en la piel, pero no hay que confundirlo con una reacción alérgica.

Los dermatólogos recomiendan que es importante diferencias las reacciones directas del sol con una alergia. Una alergia es una reacción inmunológica a la exposición normal. Por ejemplo, las alergias alimentarias ocurren cuando con una ingesta normal tenemos una reacción destacada en nuestro cuerpo. En algunos casos las reacciones en la piel se producen por otro alérgeno que con la radiación solar se produce: medicamentos, enfermedades en la piel o productos químicos son los más comunes.

En definitiva, la mal llamada alergia al sol muchas veces son reacciones que están relacionadas con una acción directa que produce cambios de pigmentación o erupciones o quemaduras, y que son reflejo de tener una piel muy sensible a los rayos UV.

 

Problemas de la sensibilidad al sol

Una piel sensible tiene la barrera cutánea débil y hace que distintos agentes externos penetren con mayor facilidad en nuestra dermis, haciendo que haya mayor pérdida de agua y por consiguiente, la piel se deshidrate más rápido. La sensibilidad en la piel no tiene nada que ver con el color de piel, aunque según estudios se ha demostrado que las personas pelirrojas y pieles muy blancas pueden tener mayor sensibilidad.

A continuación, veremos las reacciones más comunes durante el comienzo del verano:

Erupción Polimorfa Leve

Es una erupción provocada por las radiaciones del sol y que lo sufren más del 20% de la población adulta. Se presenta con mayor frecuencia en mujeres entre 15 y 35 años y surge luego de pasar largos periodos con la piel cubierta y ésta recibe rayos UVA. Se conoce como una afección de primavera ya que suele aparecer en esa época del año que empezamos a utilizar ropa que descubre más la piel.

La reacción cutánea se caracteriza por salpullidos y erupciones en la piel.

Urticaria solar

Es menos frecuente que la erupción polimorfa solar y presenta lesiones diferentes. La reacción se asemeja al de una picadura y su particularidad reside en que no aparecen necesariamente en zonas expuestas al sol. Puede suceder en cualquier momento del verano y las lesiones aparecen a pocos minutos de estar expuestos al sol. Se trata con antihistamínicos y una protección solar alta.

Prurigo actínico

Se relaciona con el engrosamiento de la piel y aparece en pieles longevas. Es una reacción exagerada de la dermis a la radiación solar.

 

Fotodermatosis por medicación o perfume

Algunos medicamentos son fotosensibles, haciendo que nuestra piel se vuelva hipersensible a la luz UV. En otros casos, las altas concentraciones de alcohol que tienen algunos perfumes pueden ocasionar quemaduras solares. Recomendamos en verano utilizar el perfume en la ropa y no directamente en la piel.

Si tomas algún medicamento, consulta a tu médico o farmaceuta de confianza sobre la fotosensibilidad de este para que no te lleves una mala sorpresa con una quemadura solar.

Existen otras afecciones relacionadas con la exposición más específicas y menos frecuentes. En todo caso, si presentas alguna reacción en la piel durante o después de la exposición solar, consulta a tu dermatólogo.

Cómo proteger nuestra piel sensible del sol

Tanto para las pieles normales como las pieles sensibles, es importante realizar una prevención adecuada.

Prevenir siempre será nuestra mejor defensa.

  • Evita la luz directa del sol intenso entre el mediodía y las cuatro de la tarde, permanece a la sombra y cúbrete la piel.
  • Cuando salgas a la calle o de paseo, evita aplicar el perfume sobre la piel.
  • Utiliza protectores solares con SPF de amplio espectro y alto, elige una opción específica para tu tipo de piel.
  • No te olvides devolver a aplicar el protector solar al menos cada hora, sobre todo si realizas deportes o después de nadar.

Protección solar para pieles sensibles

 

¡Nuestra recomendación para el verano 2020! Atento que traemos los protectores solares mejor valorados por especialistas para personas con piel sensible.

FotoUltra ISDIN – Solar Allergy 100+ SPF

Previene los síntomas de fotodermatosis y de alergias solares como la erupción polimorfa o las reacciones inducidas por fármacos. Sus componentes hacen que la piel sea más resistente frente a las agresiones de las radiación UV.

fotoprotector pieles sensibles

protector piel sensible 30

Bioderma Photoderm 30 SPF – Spray allergies solaires

Su protección es media-baja al tener una protección SPF 30+ pero resaltan las propiedades para promover una distribución uniforme de la melanina, por lo que es recomendado especialmente para pieles sensibles y reactivas al sol.

Fotoprotector ISDIN Fusion Fluid Mineral. y Pediatrics Fusion Fluid Mineral Baby. 0% filtros químicos

Si nuestra piel es sensible a los filtros químicos, que son los más comunes en el mercado, podemos decantarnos por una opción 100% filtros físicos. Está formulado para pieles secas, atópicas, grasas, mixtas y sensibles a los filtros solares químicos.

isdin protector mineral

Si nuestra piel es frágil y tienen a la resequedad, este protector solar mineral es la mejor opción.

Además, ISDIN tiene una fórmula especial para los más pequeños de la casa, formulado para la fragilidad de la piel de los niños. Puede usarse para el rostro y el cuerpo, protegiendo de la radiación directa e indirecta del sol.

 

 

 

 

Recordaros que podéis hacer vuestros encargos por WhatsApp al 679971845.